Logotipo del INE
Los colores del INE

Noticias del Instituto Nacional de Estadística

Está Vd. en: Revista digital del INE

Avances en el estudio de la renta de los hogares y su distribución

15-02-18

Rafael Frutos (izquierda) y Antonio Argüeso presentaron la sesión técnica Rafael Frutos (izquierda) y Antonio Argüeso presentaron la sesión técnica

El Instituto Nacional de Estadística (INE) y la Agencia Tributaria (AEAT) vienen trabajando conjuntamente durante los últimos años en la elaboración de datos que combinan fuentes demográficas derivadas del padrón con fuentes tributarias.

Y uno de los campos donde las posibilidades de cooperación son más prometedoras es el estudio de la renta de los hogares y su distribución.

Por este motivo, la Escuela de Estadística de las Administraciones Públicas organizó el pasado 15 de febrero de 2018 una sesión técnica sobre los indicadores de desigualdad municipales.

En la sesión, que fue impartida por Rafael Frutos, subdirector general de Presupuestación y Seguimiento de los Ingresos Tributarios de la AEAT, y Antonio Argüeso, subdirector general de Estadísticas Sociodemográficas del INE, se presentaron los últimos avances en este terreno, que han sido posibles gracias a la mayor disponibilidad de información por parte de la administración tributaria.

Visión completa

La AEAT acumula una gran cantidad de datos relativos a las rentas de las personas, que no solo se refiere a las rentas que generan la obligación del pago de impuestos, sino también a otras rentas (exentas, ayudas, subvenciones, deducciones familiares,…) y a las propias condiciones de los contribuyentes necesarias para la liquidación de los impuestos personales.

Con toda esta información se obtiene una visión completa de las rentas individuales del conjunto de la población.

Las aplicaciones que se pueden hacer de estas bases de datos con información sobre renta de las personas son diversas. Entre ellas, la vinculación micro-macro de datos agregados de la Contabilidad Nacional (propuesta desde varios organismos internacionales) o la elaboración de indicadores territoriales de renta con un gran nivel de detalle (municipios, distritos, barrios o secciones censales) en la estadística de Indicadores Urbanos.

Esta explotación permite, al mismo tiempo, la mejora de las selecciones muestrales para las encuestas dirigidas a hogares.

Potenciación y procedimiento

La información de origen fiscal se puede potenciar enormemente si se combina con una base de datos de población, construida a partir del padrón.

Por un lado, el concepto de hogar, nuclear en las estadísticas de población, no siempre está definido de la misma manera a efectos fiscales. Por otro, el padrón permite situar a toda la población en ámbitos geográficos muy pequeños, como las secciones censales.

Así, el procedimiento básico de construcción de renta de los hogares consiste en que el INE facilita un fichero de población con las distintas clasificaciones que vayan a ser de utilidad. Con estos datos, la Agencia Tributaria asigna a cada individuo su renta, para posteriormente devolver la información al INE de forma agregada. De esta forma se calcula la renta a partir de datos individuales pero se preserva la confidencialidad de los mismos.

Esta forma de colaboración se plasma en la estadística de Indicadores Urbanos. En ella, el INE pone a disposición de sus usuarios información de renta de las 16 mayores ciudades de España (aquellas que cuentan con más de 250.000 habitantes). Pero, además,  publica datos de renta a nivel de barrios, algunos con apenas 100 habitantes.

Toda esta información permite observar las disparidades de renta que existen, no solo entre las ciudades, sino también dentro de ellas.

 

NIPO: 065-17-024-7
ISSN: 2255-5625
© INE 2018